Curtis Mayfield: People get ready! (diez años sin Curtis)

Autor:

curtis-mayfield-26-12-09

La profundidad de sus sentimientos, la firmeza de sus convicciones, la elegancia de sus canciones, son el más digno pasaporte para la inmortalidad que pueda encontrarse en la historia de la música popular de las seis últimas décadas.

A los diez años de la muerte del gran Curtis Myfield, Luis Lapuente recuerda en este homenaje al líder de los Impressions, el llamado Profeta del Soul. Creador de una obra que bien merece ser reconocida por su excelencia.


Texto: LUIS «DOCTOR SOUL» LAPUENTE.


Curtis Mayfield (Chicago, 1942-Atlanta, 1999) fue el Profeta del Soul, el poeta de la lucha por los derechos civiles, el portavoz de los desheredados del sueño americano. Sus canciones, soberbios himnos de compromiso, delicadeza y hermandad, arrullaron los sueños de quienes aún se sentían ciudadanos de segunda y luchaban por una sociedad sin fronteras raciales: piezas estremecedoras como ‘Keep on pushing’, ‘Choice of colors’, ‘Gypsy woman’, ‘It’s allright’, ‘Move on up’ o la inmortal ‘People get ready’. Sus discos, al frente de The Impressions o en solitario, una deslumbrante fantasía de sonrisas negras, impregnaron de suaves tonalidades espirituales la banda sonora del amanecer de los derechos civiles del pueblo negro norteamericano: Entre ellos los más recomendables son “Curtis” (1970), “Curtis/Live” (1971), “Superfly” (1972), “Back to the World” (1973) y “There’s no place like America today” (1975), y claro, sin olvidar la caja antológica en el sello Rhino, “People get ready: Curtis Mayfield & The Impressions Anthology”.

Cuando se cumplen diez años de su muerte, su herencia artística, pieza clave en el canon del soul, es fervorosamente reconocida por una legión de fantásticos guitarristas, desde Ernie Isley hasta Vernon Reid, y por la práctica totalidad de los miembros de las comunidades del soul y el hip hop. La profundidad de sus sentimientos, la firmeza de sus convicciones, la elegancia de sus canciones, son el más digno pasaporte para la inmortalidad que pueda encontrarse en la historia de la música popular de las seis últimas décadas.

Lo dijo Stevie Wonder y hoy sigue siendo una verdad transparente: “Mientras existan el amor y los sentimientos, el júbilo del orgullo racial, las canciones con melodías inolvidables y la lucha por los derechos humanos, todos necesitaremos la música de Curtis Mayfield”.

Artículos relacionados