La música de “Kung Fu Panda 3”, “Frente al mar”, “El nombre del bambino” y “Mustang”

Autor:

EL CLUB DE LAS BSO

club-bso-11-03-16

“La partitura de Hans Zimmer en Kung Fu Panda 3 es una de las más entretenidas del compositor”

 

Fernando Fernández analiza las bandas sonoras de los estrenos de la semana, los últimos trabajos de Hans Zimmer, Gabriel Yared, Battista Lena y Warres Ellin, este último sin la colaboración habitual de Nick Cave.

 

 

Una sección de FERNANDO FERNÁNDEZ.

 

 

“Kung Fu Panda 3”, música de Hans Zimmer

 

La animación no se escapa de la plaga de secuelas que asaltan al cine americano, aunque los resultados de las películas anteriores fueron más entretenidos, a lo que ayudaron las voces de Jack Black, Angelina Jolie y Dustin Hoffman. En las entregas anteriores, los responsables de la banda sonora fueron dos de los grandes nombres de la música de cine: John Powell y Hans Zimmer. Puesto que el primero decidió tomarse un tiempo de descanso para centrarse en la composición para orquesta, y dedicarse a su esposa gravemente enferma (fallecida el pasado 9 de marzo), esta secuela cayó de lleno en las manos de un Hans Zimmer un poco desocupado tras sus grandes taquillazos.

El resultado final es una de las partituras más entretenidas del compositor desde hace tiempo, y eso que el comienzo nos trae una música delicada y emocionante, en la que brilla la espectacular ejecución de Lang Lang al piano del tema principal de la saga para “Kung Fu Panda”. Probablemente una de las mejores interpretaciones a lo largo de las tres películas. Pero esa delicadeza de ‘Oogway’s legacy’ es solamente un pequeño detalle dentro de una banda sonora que rebosa diversión y alegría, así como mucha acción desde principio al final. Sus clásicos arreglos orientales que terminan por redondear uno de esos trabajos que realmente no cansa escuchar una y otra vez. No se echan a faltar la energía y estilo de John Powell en las anteriores entregas (en esta ocasión y aunque sin crédito principal, gracias al trabajo de Lorne Balfe), y aunque no desarrolla temas y elementos emotivos más que en contadas ocasiones, el resultado es realmente bueno y entretenido. Si encima le añadimos momentos como ‘The panda village’ o ‘Portrait of mom’, y el maravilloso toque de Lang Lang, el conjunto es bastante redondo.

 

 

“Frente al mar”, música de de Gabriel Yared

 

Entre los estrenos serios también hay músicas destacadas, como “Frente al mar”. La cinta ha llegado de manera muy discreta, a pesar de tratarse de la nueva película, dirigida, escrita y protagonizada por Angelina Jolie. Si en “Invencible” nos traía la clásica historia de superación basada en hechos reales, ahora la historia es un drama a la europea y con inspiración en los años 60 y 70.

Para la música, Jolie cambia de compositor, aunque vuelve a pescar entre los más prestigiosos de Francia. Deja atrás la clase de Alexandre Desplat y la sustituye por la clase de otro maestro como Gabriel Yared. Y cuando se habla de drama romántico, y Yared esta por medio, el resultado nunca defrauda. Esta vez, el compositor se muestra bastante comedido con una música muy delicada y cargada de aires franceses. Quizá la historia y la música estén necesitadas de uno o dos puntos más de intensidad y apasionamiento para redondear los sentimientos que afloran. No por la manera en la que parece retomar el espíritu de Chopin en múltiples ocasiones, sino por la falta de momentos más bellos y románticamente exaltados que nos hagan poner esos sentimientos a flor de piel. ‘Outsides matches my insides’ y ‘Barren suite’ lo intentan, pero el drama y la melancolía de esa pareja que quiere, desesperadamente, volver a conectar, no terminan de dejarle espacio suficientemente a la música

 

 

“El nombre del bambino”, música de Battista Lena

 

En esta comedia italiana, el anuncio del nombre que una pareja va a poner a su hijo provoca una discusión y la aparición de antiguas rencillas en un grupo de amigos. De la música se encarga el veterano música de jazz Battista Lena, al que conocemos muy bien en nuestro país por su trabajo junto a Alex de la Iglesia en la ya mítica “El día de la Bestia”. Una partitura de tono muy ligero y apropiado para la comedia, en la que introduce unas notas de clarinete ligeras y juguetonas como elemento temático principal. En conjunto la banda sonora tiene un toque de jazz ligero, en el que también aparecen el saxo y la trompeta barroca, que genera una sensación divertida y animada, pero también un cierto aire de melancolía como referencia de esos recuerdos pasados que vuelven a salir a la luz. Poco a poco, las cuerdas van ganando presencia y hacen que la música se torne algo más dramática, pero nunca sin olvidar completamente el tono de comedia y ligero.

 

 

“Mustang”, música de Warren Ellis

 

Este título franco-turco, que se encontraba entre las nominadas al Oscar a la mejor película extranjera, narra la búsqueda de libertad y de rebeldía de cinco hermanas turcas, acusadas de comportarse de manera “inmoral” al jugar con unos chicos tras la jornada del día. En la música sorprende encontrar a Warren Ellis, sin el acompañamiento habitual al que nos tenía acostumbrado junto a Nick Cave. Aun así, el resultado final tiene muchas reminiscencias de las colaboraciones entre ambos, con ese aire minimalista y ambiental tan habitual en su trabajo. La música incorpora un cierto toque de influencias turcas en su composición, pero el conjunto tiene un tono ciertamente más ligero y no tan oscuro como en otros proyectos. La flauta, el piano y los violines son el centro de la partitura, y consiguen darle ese toque humano que es central en la historia, con un tono lánguido y melancólico que sirve de base a las jóvenes y su rechazo de las tradiciones impuestas. Sí destaca el carácter más melódico de la banda sonora, algo que no es lo habitual en sus colaboraciones con Cave.

 

 

Anterior entrega de El Club de las BSO: Las bandas sonoras de “Vulcania”, “Remember”, “Rock the Casbah” y “Bone Tomahawk”.

Artículos relacionados