Reivindicaciones, amigos y reconocimientos en la II gala de los UFI

Autor:

Texto: CHARLY HERNÁNDEZ.
Foto: ALFREDO ARIAS.


La tarde del 12 de Julio fue protagonista de la II entrega de Premios de la Música Independiente, organizada por la Unión Fonográfica Independiente (UFI) en la Casa de América de Madrid. La velada, conducida por Micky transcurrió entre bromas, amigos y actuaciones de grupos invitados como Nixon, Tórtel, Alondra Bentley o Motociclón, donde Robertez, su vocalista, reivindicaba el heavy en un pequeño discurso antes de comenzar su show acústico.

Los primeros galardones en entregarse –curioso premio por cierto, que consistía en un theremin– fueron a caer en manos de Xocolat, como mejor punto de venta, a Catws Fotógrafos como mejor fotografía promocional, al Monkey Week como mejor festival o el premio a la mejor sala entregado por Marcela San Martín de la madrileña sala El Sol al responsable de la Apolo de Barcelona.

Los gallegos Igloo y Aaron Thomas fueron los primeros en ser premiados en el segundo bloque de la gala. Los primeros, agraciados con “Los 33 de UFI para Radio 3″, y el segundo al mejor videoclip por ‘Made of wood’. Arizona Baby recibió el trofeo por mejor artista MySpace seguido del premio al mejor álbum de Jazz otorgado a ST Fusion por “3”. Mejor disco de flamenco a Mayte Martín por “Al Cantar a Manuel” y los SFDK con “Siempre fuertes 2” que se llevaron el gato al agua con el mejor disco de hip hop. Ánima Adversa se llevaron el premio al mejor álbum de heavy.

La parte final de la ceremonia venía cargada con los premios más importantes –sin desmerecer a los anteriores– creando la expectación entre el respetable que dejaba entrever sus favoritos por la efusividad en sus aplausos. Tokyo Sex Destruction, entre el júbilo de los allí convocados, salían a recoger su theremin por “The neighbourhood” como mejor álbum de rock. Como era de esperar, el mejor álbum de pop fue entregado a los Sunday Drivers que tristemente se despiden tas su última actuación en el FIB. La pincelada internacional corría a cargo de los The XX por mejor artista internacional y el Instituto Mexicano del Sonido como artista mexicano del año, país invitado en la gala.

En la recta final llovieron los cuatro últimos reconocimientos; el fallo del jurado a la mejor canción del año y anunciado por Diego A. Manrique –que recibió el premio honorífico de parte de la organización– recayó en el asturiano Francisco Nixon por ‘Erasmus borrachas’ y borrachera de premios es lo que obtuvo La Bien Querida por artista revelación y por álbum del año. Vetusta Morla se dejaron ver para poner la guinda de la tarde anunciando el ganador del premio al artista español del año que fue a caer a manos de Delorean.

Artículos relacionados