Fotomatón: Jorge Pérez (Tórtel)

Autor:

jorge-perez-tortel-28-09-09

En la actualidad, el valenciano Jorge Pérez anda liado con tres proyectos diferentes: Su grupo de los últimos años, Ciudadano; la doble vida de éste junto a Julio Bustamente bajo el nombre de Maderita (con disco en capilla); y Tórtel, el maravilloso dúo que ha formado junto al gran Joaquín Pascual y que acaba de estrenarse con el delicioso “Lugar nuevo” (no dejen de escucharlo, ustedes mismos se lo agradecerán). Pérez toma asiento, sonríe a la cámara y se deja retratar en el Fotomatón.


Nombre completo, fecha y lugar de nacimiento.
Jorge Pérez Martínez, 2-6-1977, Valencia.

¿Qué música sonaba en tu casa cuando eras niño?
Diría que era un hogar muy ecléctico en cuanto a gustos musicales, pero en realidad, ahora que lo pienso, todo era bastante bizarro. Mis padres flipaban con Los Panchos, y también con Mocedades, “Amor de hombre” sonó como un castigo en mi casa durante años. Mi hermano mayor era “jipi” o algo así, y oía cosas tan sesudas como King Krimson o Jethro Tull, y aún queda mi hermano mediano fan de Matt Bianco, Simply Red y alguna cosa de ese estilo. Los Beatles nos complacían a todos por igual.

Si no te hubieras dedicado a la música, ¿qué te gustaría haber hecho en tu vida?
Me hubiese gustado ser jugador de baloncesto, sin duda.

Un consejo para quienes aspiren a vivir de la música.
Que así para empezar, se vayan quitando esa aspiración de la cabeza y de este modo se evitarán disgustos tontos.

¿Cuál fue el primer disco que compraste?

Creo que el “Rock & Ríos”, de Miguel Ríos.

¿Y el último?
Me compré el último EP de Elvis Perkins en su concierto.

Selecciona tres discos esenciales de tu colección.
La verdad es que no soy muy original, pero bueno, se trata de ser sincero, ¿no? Pues ahí vamos: “Harvest”, de Neil Young; “Highway 61″, de Bob Dylan; “Nevermind”, de Nirvana. Escucho estos discos con mucha frecuencia, y cuando pasa un poco de tiempo y vuelvo a ellos, siempre descubro algo nuevo.

Un disco doble al que no le sobra nada.
Nunca he sido muy fan de los discos dobles, creo que hay exceso de información o algo así, me empachan un poco. Pero el “White album” de los Beatles, “Blonde on blonde” de Bob Dylan y el “Electric ladyland” de Hendrix son auténticas obras maestras. Impecables.

Cita un músico al que te gustaría producir o editar un disco.
Se me ocurre, más bien, gente que me gustaría que me produjera a mí. Yo soy bastante malo con esas cosas, probablemente le propondría a Pignoise producirle un disco para así acabar con su carrera. Si tuviese dinero, me encantaría editar el disco de Gilbertástico.

Un grupo o un cantante a quien rescatarías del olvido.
Me gusta mucho el disco de Pep Laguarda i Tapineria, “Brossa d’ahir”. Es un disco que me descubrió Julio Bustamante hace poco, y me encantó. Un disco increíblemente sincero y emocionante. Suena a folk hippie mediterráneo y tremendamente feliz. Una pena, pero nunca hubo una continuación.

—–

Elige y razona tu elección:

Serrat/Aute.
Serrat tiene canciones impresionantes. Aute me deprime.

Sabina/Calamaro.
Calamaro tiene un montón de canciones que me gustan muchísimo. Sabina no me interesa lo más mínimo. No puedo evitarlo, lo oigo y me angustia, me da mal rollo.

Los Brincos/Los Planetas.
Los Planetas, muchas de sus canciones me recuerdan cosas me pasaban la primera vez que las oí. Su últimos discos, sinceramente, nos los tengo muy controlados, pero “Super 8″, “Pop”, y “Una semana…” me han marcado mucho.

Nacho Vegas/Quique González.
Nacho Vegas me gusta mucho.

Jacques Brel/Serge Gainsbourg.
Tengo debilidad por Serge Gainsbourg, eso es así.

Frank Sinatra/Elvis Presley.
Hoy Elvis Presley, puede que mañana hubiese contestado Sinatra.

Bob Dylan/Neil Young.
Me encantan los dos. De todos modos hay algunos discos en la discografía de Bob Dylan que me aburren un poco, y salvo alguna excepción muy puntual, todos los discos de Neil Young me parecen imprescindibles.

Marvin Gaye/Bruce Springsteen.
Marvin Gaye.

Tom Waits/Lou Reed.
Me gustan mucho los dos, pero la verdad es que he oído bastante más a Lou Reed.

Michael Jackson/Prince.
Jacko.

Frank Zappa/Elvis Costello.
Elvis Costello, ¡¡¡claro que sí!!! “My aim is true” es un disco imprescindible.

—–


Un equipo de fútbol, un político, una ciudad para vivir.

El Valencia C.F (qué se le va a hacer); un político, Jovellanos; y una ciudad para vivir, aquí, en Valencia, estoy bien. Suena un poco cursi pero, ¿dónde voy a estar mejor?, aquí están mis amigos, mi familia, y algunas calles que cuando estoy fuera, siempre echo de menos.

Un álbum de homenaje a otro artista que te gustaría poner en marcha.
Un disco homenaje a Julio Bustamante ¡YA!

El disco que detestas y que despierta alabanzas entre los críticos.
“Ok Computer”, de Radiohead, no llego a detestarlo, ni mucho menos, pero no comparto el mito.

¿Vinilo o CD?
El vinilo suena mucho mejor (eso es incluso demostrable), y como objeto yo creo que es mucho más bonito.

La película que nunca te cansas de volver a ver. El libro que nunca te cansas de releer.
No me canso de leer “El corazón es un cazador solitario” de Carson McCullers, y “Crónicas de Motel” de Sam Shepard, este último, además, como son narraciones cortas, es muy cómodo para revisitarlo de cuando en cuando. En cuanto a películas, he visto como diez veces “Los 400 golpes” y siempre me lo he pasado bien.

¿Por qué disco te gustaría que te recordaran?
Qué mal rollo de pregunta, me imagino ya muerto. Con un disco póstumo de versiones de mis “éxitos” cantado por Sabina y Aute.

Si estuviera en tus manos elegir la música que suena en los ascensores, ¿qué discos seleccionarías?
Un Pingüino en mi ascensor, supongo. Con ese nombre se lo merecen.

¿Eres de los que opinan que su último disco siempre es el mejor?
Creo que como músico te has de exigir eso, hacer siempre un disco mejor al anterior. Pienso que es la actitud más honesta. Nunca has de estar totalmente satisfecho con lo que haces, y has de buscar ir a más. Es posible que luego el resultado no sea el que buscabas, esas cosas pasan, y que hubieses estado más acertado en discos anteriores, pero si tienes la sensación de que nunca harías un disco mejor que el que ya hiciste, ¿para qué seguir grabando otros?

Échale imaginación y propón un remedio para las descargas y similares.
No estoy en contra de las descargas, de todos modos, cuando un disco me interesa me gusta tenerlo, del mismo modo que  me gusta tener mis libros favoritos y no se me ocurriría tener una biblioteca de fotocopias. En cualquier caso, con las descargas creo que el problema lo tiene la industria discográfica. Me parece que han sido víctimas de su propia visión sobre la música, que casi nunca coincidió con la del músico. Los grandes sellos han editado discos horribles, donde incluso los fans solo podían disfrutar de una canción, porque el resto era puro relleno, y han abarcado tiránicamente todos los medios de comunicación sin dejar nada al resto. Para Tórtel internet es una plataforma con la que poder llegar a un número de personas que de otro modo sería imposible. Me parece más patética aún la situación del músico frente a los directos, últimamente incluso se ha de pagar por tocar. No sé, parece que se nos haga un favor. Todo por tocar en salas que la mayoría de las veces no cumplen los requisitos mínimos para hacer un concierto en condiciones. Respecto a lo de las descargas, se oyen mensajes alarmantes como que se va a acabar con la música, pero eso no es así, la música existió antes del negocio y seguirá existiendo. Desde luego hay que buscar nuevas formas para reconocer el trabajo de los autores, pero yo desgraciadamente aún no he encontrado la solución.

Puedes escuchar a Tórtel en su Myspace.

Aquí también puedes degustar a Maderita.


Anterior entrega de Fotomatón: Javier Urquijo.

Artículos relacionados