“Fascinado” (2005), de Sidonie: El salto al castellano y el primer hit genuino

Autor:

sidonie-09-11-18-a

Marc Ros:El grupo podría haberse separado si no hubiésemos tenido el empuje de ‘Fascinado’”

 

Cada viernes, coincidiendo con la reedición de toda su discografía, Tito Lesende reconstruye un pedazo de la historia discográfica de Sidonie, con la colaboración del trío. Hoy le toca el turno a un disco importante, con el que cambiaron de idioma y conocieron el éxito.

 

Texto: TITO LESENDE.
Fotos: Archivo SONY MUSIC. 

 

La despedida de Sidonie de Bip Bip Records generaría todavía un disco más con aquel sello: el recopilatorio “La estación de la libélula” (2004), que recoge algunas rarezas de la etapa de arranque de la banda. En su repertorio aparecen ‘Badulake’ y ‘Centinelas’, sus primeros temas en castellano, que Marc Ros resume hoy como “curiosidades, sin más”.

“Fascinado”, su segunda entrega para Sony Music, es su apuesta definitiva por lo que un pedorro llamaría “la lengua de Cervantes”. Como reto artístico y oportunidad comercial al mismo tiempo. Sidonie ejecuta aquí su reformulación más significativa a lomos de una canción, en particular, que acabó dando título al disco. “Ese tema nos salvó la vida, directamente”, resume Ros. “El grupo podría haberse separado si no hubiésemos tenido el empuje de ‘Fascinado’. Con esa canción cambiamos no solamente la lengua, sino todo nuestro planteamiento musical; nos abrimos a una sonoridad nueva”. Más cercanos ya en concepto a David Bowie que a los Rolling Stones, Sidonie sofisticaron y enfriaron también su aspecto, abandonando la ropa retro en favor de las americanas y las corbatas.

Así lo recuerda el vocalista: “Fue una muda total. No debemos olvidar que veníamos de la gran fiesta que había sido ‘Shell kids’ y su gira posterior, muy asilvestrados. Entonces encaramos este nuevo trabajo, ahora en castellano, que no resultó tan regular o compensado como hubiéramos querido y que lo tenía todo para haber acabado con nuestra carrera. Pero contábamos con el single, ‘Fascinado’. Ahí me di cuenta de lo importante que sería para nosotros tener una canción tan clara como esa en cada uno de nuestros discos futuros”.

 

 

‘Fascinado’ olía a éxito desde el principio. Lo tenían claro todos en el grupo y en la discográfica. En referencia a su propia pieza bandera, Xoel López les dijo que aquel tema era el ‘Que no’ de Sidonie. Rubén Pozo y Leiva, entonces en Pereza, les ofrecieron sus bendiciones tras escuchar la maqueta. El tiempo les daría a todos la razón: ‘Fascinado’ es la canción que más veces han interpretado en directo y, quizá, la más importante en su carrera. A su manera, es el capítulo inicial del nuevo testamento de la banda y, también, el primer hito de Sidonie tal y como hoy lo conocemos. El resto del cancionero incluye piezas como ‘Joe’, ‘Gente de Barrett’ o ‘Acrobacias en Exopotamia’.

Habla Axel Pi: “Todo el disco es una búsqueda. Quizá sea irregular en conjunto, pero está marcado sobre todo por la necesidad de una sonoridad propia en castellano. Nos metimos una presión enorme; descartamos muchas cosas porque nos sonaban a referentes equivocados y, al final, es posible que, de tanto cuidar el detalle, descuidásemos el valor global de alguna canción. Estábamos aprendiendo a cantar y a escribir en castellano y todas nuestras conversaciones en el grupo trataban de eso. Era un trabajo necesario para nuestro futuro y tuvimos algunos tropiezos, pero con ‘Fascinado’, por ejemplo, lo clavamos”.

 

sidonie-09-11-18-b

 

Axel Pi:Todo el disco es una búsqueda. Quizá sea irregular en conjunto, pero está marcado sobre todo por la necesidad de una sonoridad propia en castellano”

 

Sidonie abrió de una patada la puerta de la escena indie española, de la que acabaría siendo referente. Pero nada fue tan sencillo en su momento. Aquella muda de piel hizo que el grupo perdiese a una parte de sus seguidores, mientras que aún debía ganarse a un público nuevo y todavía indefinido. Sidonie ya no era una banda emergente y debía asentarse para encontrar su hueco en el circuito de salas y festivales. Sobre ello reflexiona Jesús Senra: “Después de publicar ‘Fascinado’, recuerdo conciertos en Sevilla y Córdoba, por ejemplo, para salas medio vacías. Hubo un bajón considerable de público que fuimos recuperando a medida que la gira avanzaba. Y estábamos realmente asustados. Se hacía duro ir a una sala de trescientas personas, en la que habíamos hecho sold out, y no vender ni la mitad de las entradas; era un paso atrás y un palo”.

En el último tramo de la gira de “Fascinado”, Sidonie fue recogiendo los frutos de la siembra. Nuevos adeptos a su música comenzaron a llegar para quedarse. Convencido de estar en la vía correcta, el grupo intensificaría la apuesta en su siguiente trabajo: “Costa Azul”.

 

Próxima entrega, viernes 16 de noviembre: Elegancia, buena vida y canciones en el Empordà: “Costa Azul” (2007).

Entrega anterior: “Shell kids” (2003), de Sidonie: El fichaje por Sony y lo que vale un pene.

novedades-septiembre-18

Artículos relacionados