“Basta de complejos”, artículo de Diego A. Manrique

Autor:

mick-jagger-keith-richards-17-03-14

Con el fallecimiento de Paco de Lucía la prensa española ha vuelto a lucir su complejo de inferioridad, “para mejor convencernos de que el fallecido era importante”, dice Diego A. Manrique en “El País”, ha recurrido a “las autoridades foráneas”.

En muchos medios se citó la frase de Keith Richards “Solo hay dos o tres guitarristas que se puedan considerar leyenda. Y por encima de todos ellos está Paco de Lucía”. Manrique intentó rastrear en Google la fuente original, pero… “nada, no están identificados ni medio ni fecha”.

Y añade: “Pero me tendrían que aclarar una duda: ¿qué demonios importa lo que opine un Richards sobre Paco? Si no hay un conocimiento profundo, lo que cuente todo lo más tendría valor anecdótico. Keith y Paco pertenecían a modelos diferentes de músicos. El uno, un tipo intuitivo y limitado; el otro, un virtuoso perfeccionista.”

Pero este no fue el único bulo que relacionaba a uno de los Rolling Stones con el flamenco: uno “aún más casposo” asegura que “Mick [Jagger] escuchó a José Monge rompiendo su garganta y se quedó tan impactado que, atención, le pidió que se cambiaran sus calzoncillos, para ver si se le pegaba algo del rajo camaronero.

¿Se ríen? Yo también, hasta que tecleé ‘Mick Jagger Camarón calzoncillos’, y me salieron 21.900 resultados. Más allá de la ingenua fantasía del fabulador, lo que revela es el profundo sentido de inferioridad cultural que distingue a muchos españoles. Para tener confirmación externa de nuestros valores, estamos dispuestos a tragar ruedas de molino.”

Aunque Manrique, cuando trataba con alguna superestrella intentaba hacer proselitismo del flamenco regalándole una antología de Camarón, jamás logró “convencer a nadie. Ninguno manifestó luego, de forma espontánea, un interés activo por Camarón. Tardé años en entender la sencilla verdad: los guiris rechazan el cante jondo. Pueden admirar el baile flamenco, seguro que se emocionan con una sonanta bien tocada pero, amigo, hay algo tan intenso en el cante puro que a la mayoría les intimida.”

Desde aquí puedes acceder al artículo de Diego A. Manrique “Basta de complejos”.

Artículos relacionados