The Mavericks, ¿el concierto del año?

Autor:

Mavericks 03-07-15

Malo es un cantante espléndido que lo demuestra cada vez que abre la boca y además no para de reír en todo el show, contagiando al personal de su buen rollo”

 

La banda de Florida recaló en la ciudad condal para presentar en directo su último trabajo, “Mono”. Una cita con veteranos del country que no se perdió Eduardo Izquierdo.

 

The Mavericks
29 de junio de 2015
Sala Razzmatazz 2, Barcelona

 

 

Texto: EDUARDO IZQUIERDO.

 

 

Buena entrada de público (con cambio de sala previo, eso sí) para ver la actuación de unos Mavericks que llevaban demasiado tiempo sin visitar nuestro país. Raúl Malo y los suyos ofrecieron todo lo que se esperaba de ellos en un show impecable que solo lastró la habitual sonoridad de la Sala Razzmatazz 2, demasiado alejada de lo que la propuesta de los de Florida requiere. Eso no evitó que los asistentes disfrutaran como posesos de un show de algo más de dos horas que repitió la mayoría de los parámetros del que servidor vio hace apenas tres meses en París.

The Mavericks dieron protagonismo a su último disco, “Mono”, como es normal, pero no olvidaron intercalar sus canciones con piezas del calado de ‘What a crying shame’, ‘Dance the night away’, ‘Back in your arms again’ o ‘All you ever do is bring me down’. Un repertorio insuperable y al alcance de muy pocos que convierten sus conciertos en una fiesta absoluta. Casi treinta canciones sonaron en la sala del Poble Nou con parada destacada en la cover del ‘She’s about a mover’ del Sir Douglas Quintet, una de las principales diferencias con su concierto francés.

Los ocho miembros de la banda sonaron una vez más impecables. Malo es un cantante espléndido que lo demuestra cada vez que abre la boca y además no para de reír en todo el show, contagiando al personal de su buen rollo. Pero Eddie Pérez o Jerry Dale McFadden, algo más discreto en sus bailoteos que en otras ocasiones, tampoco se quedan atrás. Todo eso convierte la noche del lunes pasado en Barcelona en uno de los claros aspirantes a concierto del año. Y poco más hay que decir.

Artículos relacionados