“Life is messy” (1992), de Rodney Crowell

Autor:

OPERACIÓN RESCATE

 

rodney-crowell-30-07-16-b

“Crowell hace gala de una maestría sorprendente para contar historias, para describir sentimientos, con muy pocas palabras”

 

Eduardo Izquierdo nos lleva hasta 1992 para detenernos en “Life is messy”, el séptimo trabajo del músico country Rodney Crowell. Un disco que, sin alcanzar altas cifras de ventas, fue reeditado en el año 2000.

 

rodney-crowell-life-is-messy-30-07-16-a

 

 Rodney Crowell
“Life is messy”
COLUMBIA RECORDS, 1992

 

Texto: EDUARDO IZQUIERDO.

 

Perdonen la coña, pero con el cachondeo que en las últimas semanas ha habido con el futbolista Leo Messi, la dichosa pena de prisión por fraude fiscal, los rumores injustificados para unos y demostrables para otros de persecución, y la famosa campaña de su club diciendo que todos somos Messi me ha venido a la mente este disco, de título similar al eslogan de marras, y he vuelto a sumergirme en él. Cosas del subconsciente.

El álbum, séptimo disco en estudio de Rodney Crowell, cuenta con las colaboraciones de gente como Steve Winwood, Booker T. Jones, Linda Rondstadt, Shawn Colvin, Jeff Porcaro o Don Henley, y llegó a situarse en el puesto número 30 de las listas de country. Curiosamente, a pesar de no tener unas ventas espectaculares, fue reeditado en el año 2000 por la compañía Lucky Dog.

Crowell hace gala de una maestría sorprendente para contar historias, para describir sentimientos, con muy pocas palabras. No podemos olvidar que muchas de las canciones aquí incluidas hablan de la frustración tras la ruptura amorosa del propio artista. Lo hace con un disco que se aleja bastante de sus propuestas más country abrazando el rock americano más clásico en una línea similar al “Human wheels” de John Mellencamp.

 

 

‘Lovin all night’ y ‘What kind of love’ son buena prueba de ello. Además, son las dos canciones que llegaron más alto en las listas de singles con los puestos 10 y 11 respectivamente. Eso sí, el venazo country le sale al ex yerno de Johnny Cash – como apuntaba se divorciaba de su primogénita, Rosanne, ese mismo año, y curiosamente el disco lo coproduce el futuro marido de esta, John Leventhal– en canciones como ‘It don’t get better than this’.

 

 

Para la prensa rosa y como curiosidad queda el trío amoroso que se monta, casi sin darse cuenta, en el disco. ‘I hardly know myself’ está escrita a medias por Crowell y Rosanne, mientras que en ‘It doesn’t get better than this’ es Leventhal el que comparte tareas con el titular. La unión entre la chica y John no sreía en forma de canción sino de matrimonio tres años más tarde.

“Life is messy”, también, tiene el honor de ser el disco de Crowell que contiene más canciones versionadas por otros artistas. Michelle Wright con ‘The answer is yes’ en 1996 y Patty Loveless con ‘Lovin all night’ en 2003 fueron las que tuvieron más repercusión. Un álbum completísimo de buen rock americano con pequeños guiños al country al que solo hay que criticar una producción que todavía conserva algunos elementos de los 80.

 

 

 

Anterior entrega de Operación rescate: “Tras el último no va nadie”(1994), de Los Enemigos.

 

 

 

Artículos relacionados