El disco del día: Arte Pop

Autor:

“Guitarras vitaminadas, nervio, fuerza, rabia, actitud y, en este caso, una solvencia instrumental que supera de largo la media de las bandas que acostumbran a moverse en la escena modernista”

 

Arte Pop
“Un sueño, una generación”
BELL BOY RECORDS

 

 

Texto: ÀLEX ORÓ.

 

 

Muchos recordarán al castellonense Paco Vila por haber sido el bajista de Los Flechazos desde 1994 hasta la disolución de la banda mod liderada por Alejandro Díez en 1997. Vila dejo León, base de operaciones de Los Flechazos, para volver a Castellón, donde se incorporó a Los Búhos y más tarde reemprendió sus estudios de trombón en el Conservatorio. Pocas noticias discográficas teníamos de Vila desde entonces.

No ha sido hasta hace pocas semanas que el exbajista de Los Flechazos nos ha presentado su nuevo proyecto: Arte Pop, un trío de músicos veteranos en el que Vila cambia el bajo con la guitarra y asume el papel de líder, compositor y productor junto a Juan Carlos Morcillo, otro histórico del rock castellonense. Su carta de presentación se titula “Un sueño, una generación” y contiene once temas compuestos en su totalidad por Paco Vila que se mueven en las coordenadas del “revival” mod de finales de los setenta que lideraron The Jam. En consecuencia, estamos ante temas con letras de combativo inconformismo juvenil, de sueños generacionales, de historias individualistas y festivo escapismo.

Musicalmente, “Un sueño, una generación” es un vibrante disco de manual de las buenas maneras de una banda mod. Guitarras vitaminadas, nervio, fuerza, rabia, actitud y, en este caso, una solvencia instrumental que supera de largo la media de las bandas que acostumbran a moverse en la escena modernista. Cada una de las once canciones que integran este disco de debut se ajustan como un guante al paradigma mod e incluso hay brillantes coqueteos con el power pop como en el caso de ‘Mirando las estrellas’ pero quedan como temas más destacados ‘Un sueño, una generación’, ‘Ni un minuto más’, que no hubiera desentonado en la discografía de Los Flechazos; ‘Tiempo de despertar’ y ‘Evasión’. En cambio, ‘Un luchador’ es la única canción del disco que se sale de los parámetros comentados con anterioridad. Es una historia de perdedores con unos bonitos arreglos de cuerda y que abre algunas puertas sonoras que nos gustaría que Vila atravesara en el futuro.

“Un sueño, una generación” es un álbum que pone los cimientos para una discografía que apunta hacia arriba si no se encorseta en exceso en el, a veces restrictivo, paradigma modernista que a menudo ha impedido evolucionar a muchas bandas que prometían mucho pero arriesgaron poco.

Anterior disco del día: Los Huéspedes Felices.

Artículos relacionados