Discos: “Strong enough to refuse”, de Bantastic Fand

Autor:

“Lleno de matices. Oliendo a Dylan, Petty o Young pero tremendamente personales. A veces blues, a veces funky, a veces soul”

bantastic-fand-22-12-14

Bantastic Fand
“Strong enough to refuse”
AUTOEDITADO

 

 

Texto: EDUARDO IZQUIERDO.

 

 

En el mes de noviembre me planto en Bilbao para presentar mi último libro y de paso visitar a un montón de amigos. Aprovecho para ver por segunda vez un concierto de la gira de José Ignacio Lapido y Quique González y hablo mucho de música. Pero mucho. Uno de los grandes placeres que nos ha dado esta vida, sin duda. En una de esas charlas aparece un nombre difícil de pronunciar: Bantastic Fand. No, no es dislexia, ese es el nombre del grupo, y claro, toca investigar. Ahí entra en juego el bendito Bandcamp, y Google, por supuesto. Formados a medio camino entre Almería y Cartagena, acaban de editar su primer disco y solo hay que dejarlo sonar una vez para caer rendido a sus pies. Aseguraban ellos mismos para la revista de internet Supernaud que “es un disco de música americana con raíces. No raíces físicas, pues no somos americanos, pero sí raíces emocionales y sonoras. Crecimos con esa música. Nos hemos educado con ella. Por tanto, la hacemos sin complejos, de forma natural. ¿Por qué los americanos pudieron hacer películas en Almería y un almeriense no puede hacer música americana? Las fronteras musicales ya no existen. Hacemos lo que sentimos, no pretendemos estar a la moda”. Y la verdad es que esas palabras los definen perfectamente.

Hace unos meses hablaba con el director de esta revista sobre los grupos nacionales que cantan en inglés y me aseguraba que en su opinión el idioma hace que jueguen en la misma liga que los grupos foráneos. Una realidad palmaria que no evitaría que Bantastic Fand siguiera entre lo mejor editado este año en el llamado rock de raíces. Porque “Strong enough to refuse” es un disco espléndido al alcance de muy pocas bandas. Una formación que tiene su origen en The Rivertones, grupo que a finales de 1998 llegó a participar en el Doctor Music Festival de Escalarre junto a artistas de la talla de Bob Dylan, Patti Smith o Iggy Pop. Después de un largo camino, Nacho Para, Paco del Cerro, Iván Estefanía, César Bayo, Alfonso Gomariz y Mariano Steimberg fundan Bantastic Fand y se meten en el estudio para grabar su primer disco. Una grabación que se tiñe de tragedia con la repentina muerte de César Bayo, aspecto que convierte el álbum en una especie de homenaje para el grupo y sueño tardío cumplido para el fallecido. Un trabajo instrumentalmente exquisito y vocalmente perfecto. Sonando sureños en canciones como ‘It’s my morning’ o country en ‘Far from home’. Con The Band y unos primerizos Eagles siempre en el horizonte. Cargado de texturas y colores diversos. Lleno de matices. Oliendo a Dylan, Petty o Young pero tremendamente personales. A veces blues, a veces funky, a veces soul. De lo mejor, si no el mejor, de la cosecha nacional de este año.

Anterior crítica de discos: “Avonmore”, de Bryan Ferry.

Artículos relacionados